• Sin productos en el carrito :(
    • Sin productos en el carrito :(
3 ingredientes que debes buscar en una crema

Siempre que compramos un producto para el rostro, queremos que nos deje los resultados más sorprendentes de todos y que además nos ayude a solucionar los problemas de la piel. Tener en tu tocador una crema, es uno de los pasos primordiales para lograr un rostro estupendo, sin embargo surge una pregunta que puedes tener al igual que con otros productos y es ¿qué debo tener en cuenta al momento de escoger una crema facial? tranquila, nosotros te daremos unas indicaciones para que identifiques que ingredientes debes buscar en una crema.

Después de saber este dato, ya podrás escoger la crema ideal para tu piel, teniendo en cuenta los tipos de ingredientes que pueden complementarla, ya sea Hidratante, Emoliente o Humectante. Empecemos por definir e identificar cada uno.

HIDRATANTES

Los Hidratantes naturales cumplen una doble función, atraen la humedad a la superficie de la piel y aumentan su capacidad hidratante, ya que estos trabajan en incrementar el contenido de agua en la propia piel. 

Debes tener en cuenta que no importa que tanto o poco este hidratada tu piel, independiente de esto es importante tener una crema hidratante en tu tocador y hacerla parte de tu rutina de cuidado diario. Creerás que no necesitas de una crema para cuidar la piel, quizá consideras que bebes la cantidad suficiente de agua y con esto basta, pero resulta que esto no es suficiente ya que el agua que bebes a la que le aportas a la piel a través de una crema cumplen funciones diferentes.

Si por el contrario tu piel tiende a ser deshidratada, entonces no debes bajar la guardia porque de lo contrario lo único que lograras es que se deshidrate y adopte una apariencia donde las grietas se hagan más evidentes. 

Ten en cuenta dentro de tu rutina de cuidado facial el uso de una hidratante y otra humectante, pues aunque no sean lo mismo, trabajarán de la mejor manera para dejarle un aspecto increíble a la piel. 

EMOLIENTES

Los productos emolientes penetran en la piel dejando una textura suave. Tanto los emolientes como las cremas hidratantes se usan sin distinción alguna; las cremas emolientes se encargan de llegar a las capas de la piel que se agrietan, presentan escamas o están secas, logrando así suavizarla y dejándola mas flexible.

Estas cremas no solo hidratan, sino que además calman en gran medida las pieles con sequedad excesiva, restaurando la barrera protectora de la piel y evitando así que el agua se evapore similar a la función humectante, estas cremas le aportan una gran cantidad de nutrientes a la piel.

HUMECTANTES

Si las emolientes suavizan la piel y las hidratantes le aportan agua, entonces ¿qué otra cosa puedes necesitar? es simple, necesitas un ingrediente que retenga el agua que ya tu piel ha recibido y la que naturalmente posee, por tanto un humectante será el indicado para crear una barrera protectora y evitar que el agua se evapore.

Los hidratantes básicamente forman un sello protector en la superficie de la piel para ayudar a reducir la pérdida de humedad. Siendo así aclaremos lo siguiente… la piel deshidratada carece de agua y necesita algo que le aporte agua como un hidratante, por su parte las secas necesitan aceites y para esto un emoliente sería el ideal y por último las sustancias humectantes harán que se forme una berrera que impida la evaporación del agua . 

Ahora tienes muchas razones para usar cremas en tu rutina de cuidado facial y lucir un rostro siempre hermoso y saludable.

 

Share this post

Si te gustó dejános un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WhatsApp chat